A mis fieles

Queridos parroquianos, ya sé que echáis de menos mis escritos, son tan agudos, inteligentes, amenos, diversos, acertados y maravillosos que lo entiendo perfectamente , pero desde que soy trabajadora profesional en el sector privado de la explotación de trabajadores, no tengo tiempo de nada.
Trabajo 10 horas diarias (sin contrato ni sé lo que voy a cobrar); las 14 restantes se dividen en:
4 reservadas para dar explicaciones a los jefes, el aseo personal, comida, plancha, limpieza del hogar, etc.;
8 reservadas para la duermevela pensando en el día que me espera de trabajo;
2 horas en actividades varias, como por ejemplo tragarme una cola de coches que llega desde mi casa hasta el trabajo, ver a mi Antonio Jesús un par de minutos al día y pensar en porqué el día no tiene 25 horas.
Yo sé porqué el día no tiene 25 horas, porque si las tuviera yo trabajaría 11 horas diarias y no 10, entonces mis jefes tendrían que estar allí 1 hora más, y eso no está bien, porque ya pasaría a trabajar horas nocturnas y se pagan más caras, con lo cual la pérdida de dinero es más grande que las ganancias.
Hasta otra primores!!!
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Acontecimientos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s